""

3/6/16

Mis imprescindibles ⎪ Getaria (País Vasco)

Cuando empecé a contar a todos que nos íbamos unos días a Getaria, pocos sabían situarlo. Claro que los alemanes están perdonados, pero los demás: ¡¡¡si es de lo mejorcito del País Vasco!!! La verdad es que casi todos me escuchaban desconfiados....Y yo que siempre elijo esos momentos, para largar sin dejar a nadie terminar de preguntar: ¿Pero qué me decís? ¿Qué no conocéis Getaria? Ese pueblín vasco en la costa cantábrica, plagado de viñedos, lugar de nacimiento de Balenciaga, dónde mi amiga Rafy dice que se puede comer el mejor pescado a la parrilla del mundo y hasta tiene un faro situado en lo alto de una colina, desde donde tiempo atrás se podían observar ballenas. ¡Sí, ballenas!  ¿Y a vosotros? ¿A qué también os he convencido para hacerle una visita?


1. Alójate en el hotel familiar "San Prudentzio"
Situado en lo alto de Getaria, rodeado de viñedos y con unas vistas espectaculares al mar. Me encantó su desayuno casero, su inspiradora decoración, el magnífico trato que ofrece el personal: ¡y que cuidan hasta el último detalle, como por ejemplo las flores! Disfrutar de las vistas durante el desayuno o al anochecer cuando se enciende el faro, es algo genial. ¡Sin duda, volveremos! (Podéis reservarlo aquí).



2. Disfruta de un paseo o de una carrera hasta el pueblo vecino: Zarautz
No desaprovechéis esta oportunidad y sobre todo si al igual que yo, vives en una gran ciudad. No siempre se puede disfrutar de una agradable carrera a orillas del mar. Desde Getaria hasta Zarautz, hay un paseo costero habilitado para andar, correr e incluso ir en bici. Son aproximadamente 8 km de distancia, si se hace ida y vuelta.

3. Pásate por el muelle y disfruta de un aperitivo en alguna terraza
No hay cosa que nos guste más, que ver esos barcos pesqueros enormes y disfrutar del olor a mar. Imaginar cómo será la vida del marinero y conversar sobre para qué será esto y aquello que vemos en las grandes cubiertas de los barcos amarrados. Consejo de auténticos guetarenses: pasaros por Amona María en Aldamar Kalea, 25. Una tienda de delicatessen con terraza, donde podréis disfrutar de unos aperitivos riquísimos y de la mejor calidad. Mi recomendación: las anchoas ahumadas y una copa de Txacoli, el vino local.



4. Reserva una mesa con vistas al puerto en el Restaurante-Asador Astillero.
Una magnífica recomendación que me dieron en el hotel. Tanto nos gustó que fuimos dos veces. Nos llamó muchísimo la atención que el pescado se facturara por kilo. Mi recomendación: los langostinos, las almejas y el rodaballo. ¡Y la tarta de queso, con la que todavía sueño despierta!

5. Visita el Museo Balenciaga
¡No te vayas de Getaria sin visitarlo! En el museo podrás ver la evolución del diseñador a través de sus trajes, desde que abrió su primera tiendecita en San Sebastián hasta que se asentó en París y compartía aventuras con la mismísiva Coco Chanel. Solo con visitar sus instalaciones y su tienda, ya es toda una experiencia. Un consejo: si lo visitas a última hora, la entrada es gratuita (de 18 a 19h) (Más información aquí )



Y si tenéis ganas de más: ¡escaparos hasta San Sebastián! 
Una ciudad que aún no conocía y que me ha gustado una barbaridad. Desde ya, me queda pendiente otra visita para conocerla mucho más. A tan solo 20 minutos en coche de Getaria, es el plan perfecto para pasar un día o una tarde disfrutando del sol en la famosa playa de la Concha, de tiendas o de pintxos por el casco antiguo. Mi recomendación: el Bar Martínez, en la calle 31 de agosto, 13. De esos de toda la vida y en el que sobre las 19h empiezan a desfilar bandejas y bandejas de exquisitos pintxos recién hechos. De lo mejorcito que comí en toda mi aventura por el País Vasco: ¡y con unos camareros bien majos! (Podéis reservar vuestro hotel aquí).



¿Qué os parece Getaria? ¿Lo conocéis? ¿Y San Sebastián? ¿Alguna cosa más que nos podáis recomendar?

¡Espero vuestros comentarios y...!


Y si te has quedado con ganas de más, sígueme en las redes sociales donde comparto mi día a día y un montón de recomendaciones más.
 

17 comentarios:

  1. ¡Pero qué sitio más bonito Pepa! No dudaré en visitarlo si tengo ocasión 😉

    ResponderEliminar
  2. Asi me gusta Pepa, que te alimentes tan bien,el pinchoteo te pierde,no me extraña,espero poder visitar todos estos sitios,pero contigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. tú si que me conoces bien: amor de madre! :)

      Eliminar
  3. Es uno de mis lugares pendientes y el museo de Balenciaga tiene la culpa ;-P
    besos rojos por doquier!!

    ResponderEliminar
  4. Hice ese viaje en 2012. Todo el País Vasco. Sensacional.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien, entonces comprenderás mi emoción! :)

      Eliminar
  5. La verdad es que yo tampoco había oído hablar nunca de este pueblo. Es un sitio precioso, aunque claro, qué lugar del norte no es bonito. Un paseo muy chulo el que nos das hoy ;)
    Un beso grande!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues deberías escaparte en cuanto puedas, tampoco te queda tan tan lejos... A tí te encantará tanto como a mí, y comerás de vicio :)

      Eliminar
  6. Conozco San Sebastian pero no Getaria pero me has convencido! Un abrazo guapa.
    http://solaanteelespejo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  7. Donosti es mi ciudad preferida y aún no he podido llevar al Sr. Torres, me encantó conocerla y visité pueblos en los alrededores, pero hace tanto que no recuerdo los nombres T_T

    ResponderEliminar
  8. Gracias por esta recomendación Pepa! Me muero por visitar ese museo!
    Besos , hoy nuevo post en mi blog! ; )

    ResponderEliminar

Este blog se alimenta continuamente de cosas geniales:
positividad, aventuras sin fin, creatividad, mundo e inspiración.
Pero su plato favorito: ¡siempre serán vuestros comentarios!